Publicado por: Hernán Paggi 19.2.15



Para terminar este breve serie de artículos sobre las principales mejoras que incluye vSphere 6.0 voy a comentar los aspectos relacionados a las tecnologías de almacenamiento y redes que maneja la nueva plataforma.

Virtual Volumes 


La primera de las mejoras y la más importante a mi entender es Virtual Volumes. Virtual Volumes o VVOLs es un Nuevo framework de manejo e integración de discos de máquinas virtuales que permite realizar sobre discos virtuales operaciones que antes solamente podían realizarse sobre los arreglos de discos físicos. Este framework transforma el plano de datos de los sistemas de almacenamiento SAN y NAS alineando el consumo de espacio y las operaciones de las máquinas virtuales. Es decir, Virtual Volumes le da a los sistemas de almacenamiento SAN y NAS la capacidad de manejar los servicios de un arreglo de discos y manejarlos a nivel de máquinas con la granularidad de un único disco virtual. 



Virtual Volumes implementa una arquitectura diferente y mejorada de almacenamiento, permitiendo que las operaciones se ejecuten a nivel de la máquina virtual utilizando las capacidades de un arreglo de discos. Con Virtual Volumes las mayoría de las operaciones de datos no se ejecutan en los sistemas de almacenamiento, lo que elimina el aprovisionamiento y administración de una gran cantidad de LUN’s y volúmenes por cada host. De esta forma se reduce el overhead operacional permitiendo escalar servicios de datos por cada máquina virtual.



Storage Policy–Based Management (SPBM) es una tecnología clave que funciona en conjunto con Virtual Volumes. Este framework provee un motor de orquestación y automatización que traduce los requerimientos de almacenamiento en forma de políticas de almacenamiento de una máquina virtual en capacidades de aprovisionamiento granular y servicios de administración de almacenamiento. De esta forma, con la integración de VMware vSphere API for Storage Awareness (VASA), las capacidades de almacenamiento se pasan a la pila de ejecución de vSphere y se administran a través de vCenter Server. Utilizando políticas de almacenamiento de máquinas virtuales, los administradores de vSphere pueden especificar un conjunto de capacidades y requerimientos de almacenamiento para una máquina virtual en particular, haciendo de esta forma que cumpla con los niveles de servicio requeridos por las aplicaciones. SPBM induce a los Virtual Volumes a recomendar datastores adecuados para almacenar las máquinas virtuales y de forma transparente active los servicios de datos adecuados y necesarios basados en las capacidades nativas del arreglo de discos. A través de SPBM, los servicios de datos se ejecutan por el arreglo de discos donde reside la máquina virtual adaptada.

Mejoras de vSphere Data Protection




En la nueva versión de VMware vSphere Data Protection que se distribuye con vSphere 6.0 se incluirá de forma predeterminada toda la funcionalidad de la versión Advanced y se denominará simplemente vSphere Data Protection 6.0. 

Entre las características que se incluyen además está la tecnología EMC Avamar de deduplicación de segmentos de longitud variables que permite ahorrar espacio de almacenamiento de forma considerable. El appliance de vSphere Data Protection se puede desplegar en capacidades de hasta 8TB de capacidad de datos deduplicada y se requiere CBT (Changed block tracking) para las áreas de backup y restore para reducir el tiempo de los trabajos y optimizar el ancho de banda de la red. 

También ahora se agregan agentes para la protección consistente de aplicaciones como Microsoft SQL Server, Microsoft Exchange Server y Microsoft SharePoint Server, además de soportar clústeres de SQL Server y grupos de disponibilidad de bases de datos para Exchange Server. También se pueden seleccionar bases de datos individuales para hacer backups y restauraciones y será posible restaurar casillas de correo individuales en Exchange. 

La funcionalidad orientada a la recuperación ante desastres a través de backups replicados provee una amplia variedad de opciones para retención y recuperación. Por ejemplo, la mejor forma de mantener backups seguros es mantenerlos funcionando y probar que así sea, para ello se utiliza la verificación automatizada de backups, que son trabajos programados que se ejecutan de forma rutinaria para la restauración de máquinas virtuales, inicio de los sistemas operativos clientes, chequeo de heartbeats de VMware Tools para verificar que las máquinas virtuales se hayan restaurado correctamente y eliminación de los datos restaurados durante las pruebas vSphere Data Protection también incluye soporte para al almacenamiento de datos en EMC Data Domain, mejorando la confiabilidad y la capacidad de almacenamiento. 

Se utiliza también EMC DD Boost para minimizar el tráfico de red y optimizar el ancho de banda de la misma, mejorando así la performance y reduciendo al mínimo el impacto. También se incluyen proxies externos y pueden ser desplegados en lugares remotos desde vSphere Data Protection. Estos proxies también permiten hasta 24 trabajos concurrentes para Red Hat Enterprise Linux Logical Volume Manager (LVM) y el Sistema de archivos Ext4. 

vSphere Data Protection 6.0 está incluido con vSphere Essentials Plus Kit 6.0 y versiones superiores, con todas las ediciones de VMware vSphere with Operations Management 6.0 y todas las de vCloud Suite 6.0.

Mejoras de VMware vSphere Replication 


VMware vSphere Replication es el motor de replicación propietario de VMware que provee protección de datos ante desastres para la plataforma vSphere, replicando las máquinas virtuales en el mismo sitio físico o entre sitios diferentes. Está completamente integrado con vSphere y se administra a través de vSphere Web Client. Se incluye con vSphere Essentials Plus y versiones superiores.



Puede manejar hasta 24 puntos de recuperación en el tiempo para una máquina virtual y se utiliza como una solución independiente o como eje central de funcionamiento de VMware vCenter Site Recovery Manager y VMware vCloud Air Disaster Recovery. El recovery point objective (RPO) se puede setear en un rango de 15 minutos a 24 horas. Luego de la sincronización inicial entre el origen y el destino, solo se replican los cambios, haciendo más eficiente el uso de la red. Además de estas optimizaciones, se mejora la eficiencia con la opción de comprimir los datos que se envían a través de la red, permitiendo aislar también el tráfico asociado con vSphere Replication. Esto permite a los administradores de vSphere controlar el ancho de banda configurando más de una interface de red en el appliance de vSphere Replication y utilizando vSphere Network I/O Control para separar dicho tráfico. El resultado es un aumento de performance y seguridad.

vSphere Replication es completamente con Storage vMotion tanto en el origen como en el destino. Antes de la versión 6.0, mover una réplica al destino requería una sincronización completa, pero en esta nueva versión al tener soporte para Storage vMotion ya no es un requerimiento. Esto hace mucho más fácil balancear la utilización del almacenamiento con Storage vMotion Storage DRS, evitando a su vez violar las restricciones de RPO.

Mejoras en Network I/O Control




La versión 3 de vSphere Network I/O Control permite a los administradores o proveedores de servicios reservar ancho de banda para un vNIC en una máquina virtual o en un distributed port group (dvPortGroup) completo. Esto permite asegurar que otras VM’s o tenants en un ambiente multitenancy no impacten sobre el SLA de otras VM’s o tenants que comparten el mismo ancho de banda.

Comentar

Suscribirse a los artículos | Suscribirse a los comentarios

Idioma / Language

Certificaciones

Certificaciones

Artículos populares

Compartir al pie del post

Seguidores de Google+

Hernán Paggi. 2014. Todos los derechos reservados. Con tecnología de Blogger.

Suscripción de noticias

Suscríbase para recibir noticias en su correo electrónico

- Copyright © VMware Virtualization Blog -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -